20 febrero, 2013

Adaptaciones de romántica adulta....


Siempre que una novela nos gusta mucho empezamos a fantasear que actores podrían ser los posibles protagonistas. Masculinos obviamente, los femeninos no hace falta buscarlos porque siempre nos vemos a nosotras mismas reencarnadas en ellas…… (y la que diga que no, miente).
Más de una vez con amigas que hemos leído los mismo libros, de vez en cuando sale lo de: ”pues el prota podría ser X” o “a mí me gustaría que fuera Y”. Pero ya no lo hacemos muy a menudo porque siempre la conversación tiende a terminar con Rose Hill.


Sobre la adaptación del libro a la película no voy a decir mucho, salvando que después de los quince primeros minutos comienza a alejarse poco a poco de la historia Tiempo de rosas, escrita por Julie Garwood. Se va por los cerros de Úbeda, baja por Despeñaperros y termina donde Jesús perdió las zapatillas....

En la película, Harrison Stanford MacDonald, que es llamado Fergus (no entiendo el motivo del cambio de nombre) es……es……es….. ¡Qué coño!. No es ni la sombra de la sombra de lo que nuestra querida Julie Garwood describió. He aquí un pequeño ejemplo de como Harrison es descrito en el libro:

"Mary Rose Clayborne vio al desconocido casi de inmediato. Tenía los brazos cruzados sobre el pecho, y estaba apoyado en el alféizar de la ventana de Morrison. Era un hombre gigantesco y, en realidad, era imposible no notarIo, con ese cabello castaño oscuro y unos ojos grises extremadamente expresivos. Estaba a unos centímetros de él y, por lo tanto, tuvo que echar la cabeza atrás para poder mirarlo a los ojos."

Ya simplemente con estas pocas líneas, no cabe por menos que esperar que en la película bajara de la diligencia alguien parecido a......

♥♥♥♥
Y en su lugar nos vienen con esto....

¡¡¿¿Eing??!!

¡¡¡Redios!!! Éste es el momento para recordar esa canción de Alejandro Sanz....

 ♫ ...no sé como decirte, no es lo mismo... ♫

¿En serio ÉL era lo mejor que pudieron encontrar?. ¿En seriooo?. Pero ¿se molestaron en buscar?. Personalmente creo que los que hicieron el casting de actores confundieron el agua con el vodka, porque no es normal liarla tan parda con el 90% del casting. Si ni siquiera son capaces de contratar a actores que se parezcan (medianamente) a las descripciones, no quiero ni imaginar las escabechinas que pueden hacer con los guiones.... ¡¡Santa Kleypas nos proteja!!

Por eso, con todo el dolor de mi corazón….. ¡Gracias! Pero no, gracias. ¡No quiero adaptaciones de romántica adulta! Se me ponen los pelos como escarpias cada vez que pienso lo que podrían hacer con los Malory, los Bridgerton, los Cazadores Oscuros, los Psi/Cambiantes.....o lo que puede salir de todo lo que están armando con Cincuenta sombras de Grey…. Está claro que de esta última adaptación no vamos a poder librarnos, así que sólo tengo cinco palabras con las que terminar esta entrada:

¡Que Dios nos coja confesaos!

4 comentarios :

IKKENIA dijo...

Que gran razón nena. ¿Recuerdas la cantidad de mensajes aquella madrugada? Nuestros móviles temblaron, pero q bien lo hemos pasado con esas charlas, tenemos q tener otra pront, hace mucho q no lo hacemos. Muy buen artículo y q Dios nos coja confesadas con el señor Grey...

Julia dijo...

Me lo he comprado en papel porque cuando leí esta reseña me llamó mucho la atención, y la verdad es que es una pasada.

Anónimo dijo...

Lo de esta adaptación es de risa porque la película no tiene nada que ver con el argumento del libro, que es uno de mis favoritos, por cierto. Es como si el guionista hubiera cogido unas pocas ideas de la novela y hubiera parido esa bazofia, de hecho pensaba que era la única que la había visto!! :P

Maria dijo...

Me he reído muchísimo con esta entrada, recuerdo haber visto la película en su momento y no poder dar crédito a lo que estaban viendo mis ojos, agradecí no quedarme ciega después de verla.
Besotes cielo

Publicar un comentario

Bienvenid@ a Nuestras Novelas.
Muchas gracias por darnos a conocer tu opinión